Tradición que se niega a desaparecer


Altar de Dolores, ¿lo habías escuchado?

Si no, aquí te dejamos una breve explicación:

El Altar de Dolores es una expresión vistoza de la religiosidad católica en México. Una costumbre que se realizaba desde el s.XVII pero que en nuestros días está un poco olvidada. Su instalación se realiza 8 días antes del Viernes Santo. Cada elemento colocado tiene un mensaje específico y un rico lenguaje artístico.

Una descripción elocuente de los altares de Dolores es la que hace Mariano de Jesús Torres, en su libro Costumbres y Fiestas Morelianas del Pasado Inmediato:

“El Viernes de Dolores todas las capillas se adornaban de una manera extraordinaria; macetas con flores exquisitas, pájaros cantadores, naranjas con banderitas de oro volador, festones de verdura, el pavimento regado con oloroso mastroanto, velas de cera también con banderitas, todo esto constituía el adorno; además el incienso esparcía su embriagante perfume, y el pito y el tambor tocaban esa sinfonía monótona y característica que se acostumbraba en esos días: en algunas capillas había música de cuerdas”.

“En las casas particulares ponían hermosos altares y la gente recorría el cementerio y las calles de la ciudad viéndolos y no faltaba donde obsequiaran a los concurrentes con enormes vasos de agua fresca y sabrosísima chicha”.

http://visitmichoacan.com.mx/ss2017/altar-dolores.html

"En la parte superior del altar de Dolores se colocaba a la Virgen de los Dolores, y de ahí hacia abajo, en forma escalonada, velas de cera (12), banderitas de plata y oro en candeleros, ollitas, ladrillos, pinos y otras figuras de barro sembrados de chía y alegría, platos, macetas, naranjas con banderitas de oro, frascos, botellones y lamparitas de aceite, entre otros elementos. A los lados del altar se colocaban las macetas de las mejores plantas y a al pie se formaba un tapete con salvado extendido". Dibujo de Jesús Nieto H., tomado de México. Leyendas y costumbres, Editorial Layac, 1945. Digitalización: raíces

Como se instala:

  • Se necesita un espacio con gradas, pueden ser cajones o huacales en donde se colocará el altar. Estas gradas se forran con papel de china o manteles morados o negros, colores emblemáticos para guardar luto. Se acompaña de imágenes de la Pasión de Cristo (los clavos, la corona de espinas, el talego con dinero, la lanza, el gallo, la columna donde es flagelado Jesús, los dados, etc.), representadas por dibujos rellenos de semillas y pétalos de flores.

  • Al centro va la figura de la Dolorosa, puede ser también una imagen impresa.

  • Alrededor de 2 semanas antes se ponen a germinar semillas de trigo en macetas para que estén listas a la hora de montar el altar. Éstas representan el cuerpo de Cristo, porque del trigo se hace el pan y de acuerdo a la fe, se recibe a Cristo en esta forma, en la Comunión. El color del trigo es amarillo y madura con el sol que también es amarillo y para que el trigo nazca amarillo se pone a germinar oculto, en lo obscuro. Alegóricamente, la religión con ello evoca el ocultamiento de la naturaleza divina de Cristo, que se manifiesta en su apariencia humana, como redentor, en su pasión y se le ponen a la Virgen para recordar que ella asistió a este misterio del sufrimiento, pasión y muerte de Cristo.

  • En jícaras o fruteros se colocan naranjas en las que se ensartan banderitas de papel picado dorado o plateado con palitos que representan al pueblo y a los soldados, mientras que las naranjas simbolizan el pecado porque son frutos dulces y amargos al paladar.

  • Debe haber también vitroleros con agua de sabor, particularmente de limón con chía, que representan las lágrimas de María en el momento de la Crucifixión de Jesús.

  • Velas de cera escamada, vasijas con flores que pueden ser claveles rojo o blancos son piezas de decoración.

  • El piso se cubre con tapetes de aserrín pintado o de semillas.

No es muy complicado hacerlo, y puede ser una bonita actividad para los niños a partir de que salen de vacaciones. Si se quiere ir a visitar uno el museo Dolores Olmedo en Xochimilco lo hace cada año de una manera esplendorosa, el costo de la entrada es justo, y así pueden admirar los jardines con pavoreales y los perros xoloescuincles que viven allí.

#semanasanta

Grupo Encuentros /  21 631496  contacto@revistaencuentros.com.mx

Política de Privacidad

2020 © Todos los Derechos Reservados de Grupo Encuentros

Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.